Disolventes y decapantes

Disolventes y decapantes

Un barco necesita para su mantenimiento disolventes, siendo líquidos, hacen menos espeso o menos denso el material con el cual entran en contacto. Se trata del químico que permite la adecuada distribución de otros químicos que suelen aplicarse sobre metales sometidos a la acción de elementos naturales, especialmente el agua marina.

Por otro lado, los decapantes son capaces de suprimir la capa o capas adheridas a las distintas superficies del barco, por ejemplo, particularmente pintura vieja cuya acción protectora ha cesado por deterioro.

Disolventes y decapantes